• 25 de junio de 2022

Intendencias y Ministerio de Ganadería destinarán fondos para ayudar a pequeños productores afectados por la sequía

Ene 4, 2022

Desde el Ministerio se duplicará la partida fija que pasará de $300.000 a $600.000, a lo que se le suman otros fondos variables dependiendo de la carga animal y unidades ganaderas, mientras que las intendencias destinarán $600.000 para ayudar a los productores. También se destinarán líneas de crédito.

El pasado jueves y ante la declaración de emergencia agropecuaria debido a la sequía que azota a gran parte del país, el Ministro de Ganadería, Fernando Mattos se reunió con el presidente del Congreso de Intendentes e intendente de Florida, Guillermo López y con el de Paysandú, Nicolás Olivera, para hablar de la grave situación que viven varios departamentos a raíz del déficit hídrico. A la salida, López definió el encuentro como «muy bueno» y anunció que el Ministerio de Ganadería duplicará el fondo fijo para atender a los pequeños productores afectados, «lo que pretendemos entre los gobiernos departamentales con le gobierno nacional es lograr esta ayuda a los productores pequeños, menores de 500 hectáreas, de forma rápida y efectiva.

Estamos muy preocupados para que la ayuda y el complemento llegue en el momento preciso. Nos vamos con una cartera de propuestas para analizar en conjunto para rápidamente dar una devolución y trasladarlo a aquellos que lo necesitan», expresó López. Agregó que ya están generando reuniones con las direcciones de desarrollo de cada departamento y en coordinación directa con las oficinas territoriales del Ministerio de Ganadería, para todo el productor que necesite y aplique al Fondo tenga la respuesta en un tiempo adecuado.

«Lo que tenemos que hacer ahora es gestionar un fondo que aportó el Ministerio pero que también desde la Intendencia aportamos un monto similar para ayudar a los productores», dijo López. En tanto, el ministro Mattos dijo que la emergencia agropecuaria está afectando mucho en todo el país, sobre todo en el interior. «Los gobiernos departamentales están en la primera línea de combate para asistir a aquellos productores de menor dimensión o que son más vulnerables y están en situaciones críticas de disponibilidad de agua, inclusive para el abastecimiento de los propios establecimientos. Siempre las intendencias son las que dan las primeras respuestas y esta articulación y coordinación del gobierno nacional con los intendentes es muy importante para poder mitigar los efectos de una sequía, de un déficit hídrico que se va extendiendo en el país», expresó el ministro.

Según dijo, son 5 los departamentos que están parcialmente en emergencia agropecuaria: Paysandú, Río Negro, Tacuarembó, Florida y Durazno. «Es una situación dinámica. Tendremos otra evaluación el próximo 5 de enero y eventualmente tal vez tengamos que extender el área afectada por la sequía, principalmente teniendo en cuenta que no tenemos previsiones de precipitaciones para las próximas semanas según el pronóstico», adelantó.

Desde el Ministerio liberarán los fondos a las intendencias para que los destinen a todos aquellos departamentos que estén declarados en la emergencia, «apuntando a la ayuda a productores familiares, que estén registrados y al día en el fondo agropecuario de emergencia o que sean de menos de 500 hectáreas», dijo Mattos. «Serán 600 mil pesos de partida fija por este año y se complementará con una partida variable dependiendo de la carga animal y las unidades ganaderas, entre otras cosas. Desde las intendencias destinarán fondos propios equivalente a ese mismo monto y también se van a disponer líneas de crédito», anunció el ministro

Deja un comentario...