• 28 de junio de 2022

Mons. Martín celebró el III Domingo de Cuaresma en la Catedral y en el Monasterio de las Carmelitas

Mar 22, 2022

En la homilía repasó los domingos anteriores de este tiempo de gracia. El primero nos invitaba a identificar por dónde somos tentados; el segundo nos mostró la unión de la cruz y la gloria, la experiencia completa de Jesucristo Salvador, esencial en la vida del cristiano. “Estos Domingos nos ayudan a seguir dando pasos en la renovación de la fe, la conversión del corazón y a purificar nuestra imagen de Dios. Quizá fuimos criados con la imagen de un Dios – Juez, nos deben haber dicho alguna vez “Dios te va a castigar”, “si le pasó eso algo habrá hecho. Vamos a purificar esta imagen distorsionada. Jesús nos muestra a otro Dios, un Dios totalmente distinto. Con amor, con paciencia, con misericordia, que nos espera. Purifiquemos nuestra imagen de Dios dejándonos impregnar por la que Jesús nos comunica.” “Pero no significa que el pecado sea inocuo, no sea nocivo, el pecado puede destruir tu vida. La invitación de Jesús es a detectar por dónde sos tentado y a dar el siguiente paso, no basta con hacer diagnósticos, la fe exige un paso más, la conversión, que es un cambio de cabeza, de actitudes, de tu manera de ver las cosas. ¿Mi vida está en sintonía con la fe que profeso? Conviértanse nos dicen las lecturas de hoy.” “Cuaresma es la oportunidad de recomenzar el camino, con fuerzas renovadas, algunos desde cero. Un Dios que nos sale al encuentro y quiere dialogar con nosotros, como hizo con Moisés, no está esperando. Desgraciadamente lo sacamos a un costado del camino. Por eso pidamos por nuestra conversión, por la del mundo, por la de aquellos que tienen poder y toman decisiones que afectan a todos. Para esta conversión es necesaria la penitencia, que no es estar flagelándonos, es aquel esfuerzo por dejar de lado aquello que en mi vida no va en consonancia con la fe, el esfuerzo que hago por abandonar aquel vicio, aquella actitud, cada uno sabe. No vale sólo hacer un diagnóstico, pasemos a la acción y lleguemos a la Pascua con mucho fruto de esta Cuaresma.”

Deja un comentario...