• 25 de mayo de 2022

Sigue grave el joven que se intoxicó comiendo chorizos a las brasas

Feb 13, 2021

Las autoridades investigan la muerte de Luis Jover un hombre de 58 años de edad que el pasado sábado en la madrugada ingresó al Centro Hospitalario de San Ramón junto a su hijo de 22 años también en situación crítica. Jover llegó al nosocomio de la localidad del departamento de Canelones ubicada en el límite con el departamento de Florida sin signos vitales, se le practicaron ejercicios de reanimación pero sin resultados por lo que solo se pudo constatar su fallecimiento, su hijo Néstor Jover de 22 años de edad en estado muy grave fue trasladado al CTI del Hospital de Florida donde aún permanece internado en situación crítica, según se pudo establecer el padre y su hijo habían preparado chorizos a las brasas y utilizado para su combustión postes de madera que algún momento fueron utilizados por la empresa nacional UTE, si bien aún no hay un diagnóstico exacto sobre lo que provocó el cuadro crítico de ambos se presume que resultaron intoxicados o por la ingestión de los chorizos o por el uso de postes que alguna vez fueron tratados con químicos para su conservación que si se queman pueden provocar daños severos en las personas que preparan alimentos con ellos, tampoco se descarta otra elemento que haya provocado la descompensación de ambos, las autoridades investigan el hecho, el supermercado que vendió los chorizos fue inspeccionado y si bien se constataron algunas irregularidades no se pudo establecer que tuvieran responsabilidad en el caso. El Dr Juan Quintela del Centro Hospitalario de San Ramón habló con CAMBIOS sobre lo que pasó. «El señor llegó sin signos vitales hasta nuestro Centro Asistencial en donde se le practicaron medidas de reanimación pero lamentablemente no fueron efectivas», señaló Quintela y agregó, «el hijo que lo acompañaba venía en un estado delicado por lo que nosotros a nivel de nuestro Centro Asistencial nos abocamos a estabilizarlo y trasladarlo al lugar más apropiado para continuar su tratamiento, el proceso continuó hasta el CTI del Hospital de Florida donde hoy se encuentra en estado delicado», afirmó el médico y en cuanto al posible diagnóstico dijo, «el diagnóstico presuntivo se está investigando a muchos niveles, que se están descartando intoxicaciones a nivel alimentario de tipo ambiental y otro tipo de intoxicaciones». La autopsia practicada Jover no pudo establecer aún la causa de la muerte, «la autopsia son elementos periciales que corresponden al Poder Judicial a los cuales yo no tengo acceso por lo tanto no puedo informar sobre eso», afirmó, «la ciencia y la justicia necesitan de certezas y no de presunciones, por lo tanto se está esperando el resultado de la toxicología», remató Quintela El hecho provocó inquietud y una especie de psicosis en la población de San Ramón queriendo saber exactamente qué ocurrió con esa familia, Jover era un hombre de condición económica también crítica teniendo además que criar a sus dos hijos de 22 y 20 años solo ya que era viudo desde hace unos cuantos años. «Dicen que compró chorizos en un supermercado que después asó con tablas», dijo Isaías Gutiérrez vecino de San Ramón y que conocía muy bien a Luis Jover, «dicen que los chorizos estaban bien, no estaban feos ni nada», sostuvo Gutiérrez, «uno de sus hijos contaba que hicieron chorizos de pollo que solo comieron ellos dos porque al otro hijo parece que no le gustaba el chorizo asado», dijo y agregó, «era un hombre muy pobre que vivía como podía». Dorita Díaz otra vecina de la localidad dijo que hace muchos años que conocía a Jover, y que esperan se aclare lo ocurrido, «él nos hacía mandados toda un vida, es una lástima que este muchacho haya pasado esto y que aún no se sepa nada, lo que uno pide es que se sepa que fue lo que pasó», dijo disgustada Dorita. Jover era asiduo concurrente a la Parroquia de San Ramón donde prestaba ayuda de limpieza entro otras tareas de ayuda a la comunidad, el pasado domingo 7 de febrero se realizó una misa en su memoria y el próximo domingo 14 habrá otra, el sacerdote Miguel Lemos encargado de la Parroquia dijo además que el hombre se preocupaba mucho por alimentar a sus hijos, «él se acercó a esta Parroquia hace muchísimos años fuimos muy buenos vecinos además, venía y me hacía algunos mandados e incluso uno de sus hijos casi nació en mi auto el día que su señora iba a tener familia», indicó el padre Lemos y continuó, «me sorprendió muchísimo, estaba yo en el almacén y no podía creer, yo lo había visto el viernes cuando pasó por acá y ahora nos sorprendió totalmente a toda la comunidad ya que era muy reconocido en todo el pueblo, era un hombre bueno y que se preocupaba mucho por sus hijos para que tuvieran comida», comentó Lemos, «el domingo pasado celebramos un misa para ofrecer a Dios por su eterno descanso y lo mismo vamos a hacer el próximo domingo», dijo. El Instituto Nacional de Carnes y la Intendencia de Montevideo inspeccionaron el supermercado donde Jover había comprado los chorizos, si bien se hicieron observaciones por irregularidades no se confirmó elementos que haya provocado la intoxicación de Jover padre e hijo, mientras tanto Néstor de 22 años permanece internado muy grave en Florida, también se espera el examen de toxicología para saber que elemento provocó la descompensación.

Deja un comentario...